Bonjour! Imagino que ya habrás decidido qué nivel aprenderás y ahora vienes a ver cómo organizar esas sesiones de estudio, ¿verdad?

Si no es así, ve a las guías para aprender francés por tu cuenta y elige la mejor para ti. Allí podrás hacer un test online para ver cuál se ajusta a tu nivel.

¿Qué estudiaremos?

Como habrás visto, estudiaremos vocabulario, fonética, gramática y comunicación. Esto quiere decir que aprenderemos palabras, cómo decirlas, cómo armar oraciones con ellas y cómo emplearlas en la vida cotidiana.

¿Cómo lo estudiaremos?

Para cada área usaremos un libro, separado en lecciones de dos a cuatro páginas de contenido, entre teoría y práctica.

La idea es que cada vez que te sientes completes al menos una y a lo sumo tres lecciones. No dejarás una lección incompleta: sirve más que un día hagas una completa a una y media, porque esa que dejes a mitad no la asimilarás apropiadamente.

¡Pero no te asustes! Completar una lección con calma te llevará entre media hora y cuarenta minutos al principio. Luego, a medida que te sueltes, unos quince a veinte minutos.

Arma tu calendario de estudios

Ahora armemos ese calendario de estudios.

Cada día te sentarás a estudiar un área, y lo harás en el siguiente orden: vocabulario, fonética, gramática y comunicación. También elegirás cuántas lecciones completarás cada día: si una, dos o tres. En caso de que termines con alguno de los cuatro libros antes, simplemente usa ese día para seguir con los otros.

Pongamos un ejemplo: supongamos que quieres hacer el nivel A1 de francés. Este se compone de las cuatro áreas:

  • Vocabulario: 33 lecciones
  • Fonética: 42 lecciones
  • Gramática: 44 lecciones
  • Comunicación: 40 lecciones

Y decides que te sentarás los lunes, miércoles y viernes a estudiar. Como cada día tienes horarios distintos, las sesiones que sabes que podrás hacer son las siguientes:

  • Lunes: ½ hora → completarás 1 lección  
  • Miércoles: 1 hora → completarás 2 lecciones
  • Viernes: 1 ½ hora → completarás 3 lecciones

Entonces tus primeras cuatro semanas quedarán así:

calendario-estudio-frances-1

¿Lo ves? Por cada media hora que le dediques habrás completado una lección.

Esas son las sesiones de estudio. Ahora vamos a ver las sesiones de repaso. ¿Que qué son? Pues días en que te sentarás a leer lo que hiciste el día anterior. Nada más. Te llevará de 5 a 10 minutos, y te garantizo que reforzará lo que vayas aprendiendo. Entonces, como debes intercalar una sesión de repaso entre clase y clase, tu calendario quedará así:

calendario-estudio-frances-2

¡Y eso es todo! Cuando hayas completado las primeras diez lecciones de cada tema, añade un libro de lectura. Son un esparcimiento que ayudará a unir y asimilar esos contenidos, pero desde el sillón y con café en vez de en el escritorio. ¿A que suena agradable?

Si no has elegido tus lecturas, ¡este es el momento! Entra aquí y elige entre dos y tres lecturas que se adapten al nivel que estás aprendiendo.

¡Y eso es todo! Ya tienes tus sesiones de estudio, de repaso y tus lecturas de esparcimiento.

¿Cuánto tardaré en completar el nivel?

Pero supongo que querrás saber en cuánto tiempo completarás el nivel, ¿verdad? Después de todo, hay que preparar la fiesta con antelación.

Esto es lo que harás:

  • Sumarás las lecciones a aprender en total.
  • Sumarás la cantidad de lecciones que harás a la semana.

Y ahora divide esas dos cantidades:

Lecciones a aprender en total / lecciones que aprenderé a la semana

En el ejemplo que veníamos haciendo, será:

159 lecciones a aprender en total / 6 lecciones a la semana = 26.5 semanas

¡Unos seis meses! Como ves, con un poco de esfuerzo puedes llegar en medio año.

También puedes ponerte más intenso, por necesidad o desafío, y definir que harás una hora y media cuatro veces a la semana.

159 lecciones a aprender en total / 12 lecciones a la semana = 13.25 semanas

¡Sólo tres meses! ¿Lo ves? Aprender francés por tu cuenta es más fácil de lo que parece.

Más ejemplos:

  • 2 hs a la semana = 9 meses
  • 4 hs a la semana = 4 meses y medio
  • 8 hs a la semana = 2 meses

Todo va en tu tiempo y en las energías. Pero fíjate que con sólo dos horas a la semana lo tendrás listo en nueve meses. No parece un huequito imposible de hacerse, ¿verdad?

Deja un comentario